Ximo Vicedo – Mi Primera Maratón

Hoy tengo el placer de poder ajuntaros la pedazo de entrevista que he podido realizar a Ximo Vicedo. Ha sido un placer poder estar en contacto con él, agradecer su amabilidad y gracias por prestarnos tu valioso tiempo.

Solamente deciros que es muy, pero que muy interesante la lectura y espero que sea de vuestro agrado.

¡Saludos!

3

Ximo Vicedo. Trombón solista de la orquesta RTVE. Un placer poder realizarte esta entrevista. Háblanos un poco de tí, para que te conozcamos más y así poder conocer mucho más de ti.

Lo más difícil es hablar de uno mismo, pero voy a intentar hacer un pequeño resumen para que me conozcáis. Soy Ximo Vicedo, actualmente solista de la Orquesta Sinfónica de Radio Televisión Española, solista internacional, imparto clases en la Brass Academy Alicante, en la Escuela Superior de Música Katarina Gurska en Madrid, colaboro activamente con la Orquestra de Cadaqués. También deciros que soy artista de la firma STOMVI. Tengo un CD como solista en el mercado con piezas de compositores españoles escritas y dedicadas a mí, LO SOÑADO.

Yo soy de Castalla (Alicante), donde me crie y tengo a toda mi familia, pero actualmente vivo Madrid, más concretamente en un pueblo de la sierra noroeste de la Comunidad de Madrid, en Collado Villalba. Llevo aquí ya 18 años muy contento junto a mi mujer y mis dos hijas.

Empecé en el mundo de la música a los 7 años en la Agrupación Musical Santa Cecilia de Castalla, primero con el solfeo y al poco tiempo me tocaba el instrumento. No elegí el trombón porque me gustara, creo recordar que no tenía ninguna preferencia por ningún instrumento, así que el día que nos iban a repartir los instrumentos (los cedía la Banda) me dijeron:

– “Queda este si lo quieres bien y si no te esperas a que haya otros”.

Y yo respondí:

– No, no, este me lo llevo a casa. El trombón de pistones me lo llevo a casa.

Cómo habéis leído me llevé a casa el trombón de pistones, en aquella época, era 1985 y yo tenía 9 años, el trombón de varas en Castalla no lo conocía nadie, así que empecé con el de pistones y un año después mi abuelo me compró mi primer trombón de varas, que todavía conservo en perfecto estado. Años después me enteré de que había uno en Castalla, pero no lo habían tocado, era de Silvano Marco, incluso llegué a darle algunas clases para que pudiera tocar el trombón. Al comprarme el de varas (10-11 años) tuve que ir al Conservatorio de Municipal de Onil porque en Castalla no había profesor de trombón. En aquel entonces las Escuelas de Música de las bandas no eran como ahora que hay un profesor para cada especialidad, en Castalla venía el maestro de la banda a dar clase dos veces a la semana, una tarde metal y la otra madera, y por la noche a ensayar con la banda, eran los martes y viernes. El solfeo lo impartían algunos miembros de la Banda. Después estuve un año en Alicante, otro en Cartagena, otro en Madrid y después 2 en Paris.

Pero para ver todo esto es mejor que leáis mi biografía musical ahora mejor os explico algo más de mi como persona.

A los 17 años me fui de Castalla para dedicarme a la música, en aquella época solo 2-3 personas en Castalla hacíamos esto de estudiar música ahora ya es algo más normal, así que perdí un poco el contacto con mis amigos de siempre, aunque todavía los conservo. Me gusta mucho mi pueblo, Castalla, las tradiciones, la ciudad, sus costumbres y siempre que puedo voy a pasar unos días. Intento ir a ensayar con mi banda per muchas veces cuando voy es fin de semana y no hay ensayo, pero ir en verano a los ensayos del pasodoble para el “Arranc de les Músiques” del día 1 de septiembre en la Fiestas de Moros y cristianos, intento no perdérmelo. Ese acto es el que se me ponen los pelos de punta al salir de la Plaza del Ayuntamiento, es un momento de orgullo, satisfacción que pocas veces se siente, es un momento de disfrutar de lo que haces, el sentimiento que trasmite la música. Hay una frase que siempre tengo presente, bueno, hay más de una, pero esta es una de ellas:

“Nunca debemos olvidar de dónde venimos”.

Ahora tengo 41 años, soy una persona normal como cualquier otra, intento ser buena persona y coherente con mis palabras y actos, me encanta el trombón, la música, disfruto mucho haciéndola, me gusta la buena comida, la buena bebida, una buena conversación y disfrutar de todo lo que hago. Disfruto de mis hijas, mis princesas, todo lo que puedo e intento transmitirles todo lo bueno de la vida.

Soy una persona alegre, optimista, soñadora (los sueños se hacen realidad), hogareña, pero me gusta salir también, amigo de mis amigos, en resumen, me gusta disfrutar de la vida y pasarlo lo mejor posible siempre.

Me encanta estar cerca del mar, pero en Madrid no hay playa….pero también me gusta la montaña, soy un poco todoterreno. La verdad que me adapto a cualquier terreno, pero el mar tiene algo que me transmite tranquilidad y libertad. Esta sensación también la he descubierto con el deporte, corriendo por los caminos, vías pecuarias, montañas y alrededores de donde vivo.

Hay momentos para todo, así que hay temporadas de no parar, mucho trabajo, mucha música, deporte, familia, amigos, relax, descanso, playa, montaña, viajes. A veces me dicen que si no me agobio con todo y yo les digo que lo tengo que hacer, así que mejor hacerlo tranquilo porque es mejor que hacerlo agobiado. Disfrutando de cada momento con alegría.

“Nunca debemos perder el niño que llevamos dentro”

¿Cuándo consigues la plaza de trombón solista? 

El 12 de julio de 1999 gané la plaza de trombón ayuda de solista en la Orquesta Sinfónica de Radio Televisión Española hace 18 años y medio…

Ocupo la plaza de trombón solista desde octubre de 2006.

¿Cuéntanos que deportes practicas actualmente y con que frecuencia puedes permitirte practicar deporte?

Desde hace un año y poco que hago deporte 6 días a la semana normalmente, aunque hay algunas semanas que mi agenda no me lo permite, pero intento seguirlo. No son 6 días de running, sino que hago bicicleta, natación, running, ejercicios en casa (Core, TRX, planchas, abdominales), cada día es diferente y esto es lo bueno. No es nada monótono y disfruto haciéndolo. Pero un par de meses antes de la Maratón hacía ejercicios en casa y correr.

¿Cúando empezó tu motivación por la práctica deportiva? ¿Fué por ti solo o te animó algún conocido?

Empecé a salir a correr ya hace años, dos o tres veces por semana, pero era muy inestable por todos los compromisos musicales, han pasado años así. Pero ahora pienso que era falta de organización y de ganas también, porque no decirlo. Hace tres años y medio empecé a correr más regularmente, era para salir y pasar un rato de tranquilidad, estar solo pensando y ordenando las ideas, pensaba mis proyectos, estudiaba mis partituras en la cabeza, pensaba de todo, era el momento de silencio, mi momento. Creo que todos debemos tener nuestro momento.

Eso, yo salía a correr, pero tampoco avanzaba mucho, me estaba cansando un poco pero me sentía bien, desde que hacía deporte mis dolores de lumbares y espalda habían desaparecido y además tenía mucha más energía. Por el mes de octubre, hablando con un alumno, Cesar Roig, que entrenaba bastante, hasta hacía y hace ultra trails, justo hoy ha terminado un ultratrail en Uruguay (84kms).

Hablando en una pausa del ensayo salió el tema de correr, que él tenía un entrenamiento hecho por una persona, que, si en entrenador me ha dicho, etc. Entonces le dije que me estaba cansando de salir a correr, a dar una vuelta y que necesitaba algo más.

Y así fue como contacté con el que era su entrenador. Todo fue muy fácil, entre a su web y escribí un mal pidiendo información y ya llevo un año con Eduard Barceló, que me ha hecho evolucionar mucho, ha hecho que me guste hacer deporte, en un año he perdido 12kg, he hecho algunas medias maratones, he mejorado mis tiempos y este acabo de hacer mi primer MARATÓN, aunque lo importante es disfrutar del deporte y encontrarte bien. Ahora salgo a entrenar y antes salía a correr.

Con el plan de entrenamiento de Eduard Barceló salgo 6 días a la semana a hacer deporte. Sabiendo que tienes que hacer es mucho más fácil y puedes organizarte. Es muy importante la planificación, para todo. La música y el deporte son muy parecidos por no decir iguales.

unnamed1

¿Qué es para un intérprete como tú, la palabra Deporte?

La palabra Deporte ahora es sentirme bien, relax, momento de liberar tensiones, disfrutar del silencio, ordenar mi mente. Ahora mismo es muchas cosas.

Me da energía, hace que me sienta bien.

Y la idea de Maratón, ¿Cómo surgió?

BUFFF!!  Esta idea o locura en aquel entonces surgió al acabar la Rock&Roll Media Maratón de Madrid (2016) junto a Jose Luis González, amigo y percusionista de la OSRTVE, coincidimos en que alguna vez nos gustaría hacer un Maratón pero que era algo muy difícil, habíamos terminado la media pero lo del Maratón eran palabras mayores y ahí quedó la cosa, en palabras.

Al empezar a entrenar con Eduard Barceló cada vez me sentía mejor y al acabar una media Maratón volvió a pasar por mi mente lo del reto de hacer los 42km, le pregunté a Eduard, me dijo que teníamos tiempo para entrenar, que mi estado físico y de salud era bueno, que podía asumir la distancia. Así que después de pensarlo mucho, leer en la red relatos de experiencias en maratones, entré en la web del Maratón de Valencia, miré la fecha, miré mi agenda para comprobar que estaba libre, fui al apartado de inscripciones, rellené el formulario… Estuve un par de minutos con la flecha del ratón encima de ACEPTAR y, no sabría deciros cómo ni porque, hice click. Ahora ya no había vuelta atrás ya estaba inscrito en la que sería mi Primera Maratón. Le escribí a Eduard y empezamos a entrenar.

Sinceramente creo que si lo piensas mucho no te inscribes.

¿Podrías Ximo, explicar cómo fue tu planteamiento de entrenamiento a seguir, nutrición, descanso, sacrificio para conseguir tu primera Maratón?

El planteamiento de entrenamiento, como te he comentado anteriormente, me lo dio Eduard Barceló, mi entrenador. Él me pasó el plan, le di un vistazo y le di el ok, podía hacerlo. Me hizo un plan para conciliar familia, música y deporte.

Tenía entrenamiento 6 días a la semana y uno de descanso. Iba mirando el plan cada semana para organizar cuando podía salir a entrenar, los entrenamientos eran por tiempo así podía organizar cuando podía hacer cada cosa, con organización y disciplina se puede hacer todo.

Lo he pasado muy bien entrenando aunque haya habido momentos en los que te preguntas “¿qué hago yo aquí?”, “No puedo más”, ¿Me levanto o me quedo un rato más durmiendo?” …y muchas más. Pero con el tiempo ves que vas mejorando, que te encuentras mejor, que disfrutas con el deporte, que cada vez tienes más energía, beneficios a la hora de tocar el trombón, ayuda a entrenar la cabeza. Es constancia, es madrugar, pasar frío, calor, entrenar en solitario, es tiempo para pensar, te cuidas más sin pensarlo, a veces te pierdes el estar más tiempo con la familia, es sacrificio… Han sido y son muchas cosas.

Sacrificas muchas cosas, pero el que algo quiere algo le cuesta y si lo he hecho es porque disfruto con ello, y lo sigo haciendo, lo seguiré haciendo.

He cuidado mi alimentación, pero sin pensarlo, automáticamente hay alimentos que prefieres comer antes que otros, no he hecho una dieta estricta, he seguido comiendo igual o muy parecido, al hacer mucho más deporte debía comer bien para tener energía en el día a día. De hecho, le dije a Eduard si hacía dieta y me dijo que estaba perdiendo peso poco a poco y que no debía hacerla, me preguntó si comía sano, entonces era seguir como hasta ahora. Perdí 12kg en un año, poco a poco, haciendo deporte, disfrutando y comiendo más que antes pero mejor.

Hacer la Maratón ha sigo constancia, trabajo planificado y organizado, con un profesional, bien guiado.

unnamed2

Me gustaría que expresases con unos parágrafos, tu experiencia con el deporte, con tu primera maratón, que comentes las sensaciones que te produce todo esto.

Esta experiencia ha sido muy enriquecedora para mí, ha sido algo increíble, algo que no esperaba. Muchos amigos que ya habían hecho Maratones me decían:

 “Bufffff, ¿Vas a hacer un Maratón? Que dolor de piernas”

Esto me lo decía gente que había hecho no un Maratón, sino que habían repetido… así que algo bueno debe tener, el que prueba repite.

Yo empecé a prepararlo 6 meses antes con series, bici, TRX, ejercicios pares simular la sensación de piernas cansadas, bici, tiradas largas, saltos, técnica de carrera, siempre pendiente de las pulsaciones, cuestas, recuperación…

Parece que queda mucho para el día soñado pero el tiempo pasa rápido, por lo menos para mí, hice una carrera de 10k a ritmo fuerte, una media maratón a ritmo de maratón, aunque en los entrenos hacia esta distancia más de una vez a la semana, entre 70-80km a la semana.

Día semanas antes de la fecha el trabajo ya está hecho, ahora es tiempo de descansar las piernas para que ese día estén en perfectas condiciones, baja la intensidad de los entrenamientos y la distancia a correr, parece que no entrenas demasiado, pero esas dos semanas son así. Empiezan o continúan las dudas:

“¿Estaré preparado?”, “¿Aguantaré?”, “¿Habré hecho bien el trabajo?”.

Esa semana, justo 2 días antes, tengo un concierto en el Festival de Cine de Almería con mi orquesta así que yo voy desde allí a Valencia y mi familia irá desde Madrid y allí nos veremos. Vamos a por La Bolsa del corredor y el dorsal, mucha gente, ambientazo en la Ciutat de les Arts de Valencia, es algo increíble ver todo lo que hay montado, nervios a tope, aunque antes ya los tenía, el día antes con todo preparado parece que más todavía, ahora solo quedan unas horas.  Hemos quedado por los alrededores de donde será la llegada con un amigo, Jose Ramón, que hace años que no veo y que me va a acompañar unos kilómetros en mi primera maratón, él ya ha hecho algunas y me quiere acompañar, me parece genial, lo hará desde el kilómetro 23. Nos despedimos, vamos a cenar y al llegar al hotel preparo todo lo necesario, mallas cortas, en cinturón con el dorsal, los geles, calcetines, zapatillas y la camiseta del Club Atletisme Castalla. Todo listo y a dormir.

 A las 6:00 suena el despertador, ducha y a desayunar bien para la prueba, y hacia la salida. Voy con tiempo para no ir con prisas, ríos de gente hacia la salida, encuentro la zona donde está mi cajón de salida, ahora ya no hay vuelta atrás, con ganas de empezar y ver los resultados del trabajo hecho durante tantos meses.

Llega la hora, dan la Salida, toda la gente gritando, alegría, nervios, pulsómetro preparado, empezamos a andar, trote y….. cruzamos el arco de la salida…

EMPIEZA LA MARATÓN CON UNA SONRISA Y CON LA PIEL DE GALLINA, EMOCIONADO Y NERVIOSO.

Empiezo con buenas sensaciones y enseguida voy a ritmo previsto (sobre 5:00 min/km) y lo mantengo, concentrado y disfrutando, el tiempo y los kilómetros van pasando rápido para mí. Llega el km12 y ha pasado poco de la primera hora, así que voy sobre el ritmo previsto y con buenas sensaciones. En el km16 me encuentro a mi mujer y mis dos hijas junto a mis padres, mi hermano y mi cuñada animándome, gritando mi nombre, me emociono, pero lo hago cuando veo a mis hijas con una cartulina hecha por ellas donde dice “VAMOS PAPI” y dos fotos mías, eso sí que emociona y se me hace un nudo en la garganta de alegría y satisfacción.

En el km 23 vuelven a estar animándome con gritos a tope y al mismo tiempo mi amigo José Ramón entra a acompañarme, voy muy bien y me ha pasado volando el tiempo, el ritmo sigue estable, vamos con el plan previsto. Vamos hablando tranquilamente de lo que viene, por donde vamos a pasar, me dice guarde todo lo que pueda que todavía queda y hay que tener cabeza hasta el final.

Durante el recorrido me encuentro a amigos animando como Fabiola, Álvaro y Mar, que grandes.

Hasta el kilómetro 32 me pasa volando, han pasado unas 2h45’ y me estoy disfrutando, mucha gente animando, es una pasada. Vamos que queda poco me digo a mi mismo, la cabeza va bien, pero hay que animarla, las piernas también van bien, sin problemas.

Mi pulsómetro vibra y veo que marca el kilómetro 34, no miro hacia los lados y no solamente hacia delante y pasados unos 2-3 minutos veo un cartel grande donde dice kilómetro 34 y me pregunto:

“¿pero no lo he pasado hace un ratito? y es que mi pulsómetro va marcando más distancia por que he ido adelantando a gente, este kilómetro se me hace un poco largo pero reaccionó rápido y decido mirar al frente y solamente pensar en correr, funciona. A veces parece que voy más lento pero el ritmo es el de siempre incluso algo más rápido. Miro al frente y veo un arco donde imagino que será el kilómetro 40 y le pregunto a Jose Ramon, que me acompaña y me anima, “¿este es el 40?”. Me dice con una sonrisa “al pasar el arco te queda un kilómetro, ya lo tienes Ximo, yo te voy dejar ahí, ahora disfruta, enhorabuena campeón.”

Al escuchar estas palabras le dijo “GRACIAS por acompañarme” y en pocos metros ya me quedo solo encarando la meta. Sientes una sensación que no puedo describir, pasan miles de pensamientos e imagines por la mente.

De repente escucho…  Vamos Ximo, campeón, ya lo tienes, disfruta” son Alvaro y Mar animándome, dos deportistas de Castalla, triatletas, que saben que es hacer esto. Gracias por vuestro apoyo.

Esta todo abarrotado de gente, todos animando a los corredores, es un ambiente triunfal, alegre, increíble.

Ya pisando la azul, es la última recta, corriendo por encima del agua por esa pasarela que han montado para la ocasión, es como si flotaras, las gradas a los lados llenas de gente animando y esperando a su gente, la músicas tope,  la meta a pocos metros y escucho los gritos de mi familia “ PAPI!!!! XIMO!!!! Bravo!!! CAMPEÓN!!! “.

Es algo muy emocionante, levanto los brazos, tengo una gran sonrisa en la cara, satisfacción, alegría, es algo que no puedes describir con palabras es algo que lo tienes que vivir.

Cruza la meta, reto conseguido, paro mi pulsómetro, miro el tiempo, 3h38’40’’, he hecho una distancia total de 42.930 metros (algunos más que la distancia oficial, sería por no ir por la libra dorada que marca la organización de la Maratón), una media de 5:04 min/km, satisfacción. Al parar y caminar me noto las piernas cargadas, pero ahora eso da igual, lo he conseguido, respira tranquilo. Voy andando a por agua, bebida isotónica, fruta y me cuelgan la medalla de Finisher. En ese momento, han pasado unos minutos, es cuando me entra un nudo en la garganta, es alegría, es satisfacción y me pongo a llorar de alegría, voy a encontrarme con mi familia, todos emocionados, recibo la enhorabuena y les doy las gracias por acompañarme, estamos todos felices. Que gran familia tengo, siempre me acompañan a todos lados, gracias por estar siempre ahí.

Esta satisfacción que sientes al acabar la maratón es algo parecido, por no decir lo mismo, que sientes cuando haces un concierto o recital de solista, es la recompensa a un trabajo bien hecho, a ese sacrificio, a ese compromiso, ese sueño, muchas horas invertidas para disfrutar del momento, para disfrutar de ese gran final que realmente no lo es porque siempre hay más, sueños que cumplir, otros objetivos.

Cuidado con tener sueños porque se cumplen y yo sigo soñando.

¿Podrías enviar un mensaje para el colectivo musical que aún está en el sofá sentado sin entrenar su musica?

Mi mensaje creo que está enviado ya con todo lo que he relatado, debemos de disfrutar con todo lo que hacemos, pasarlo bien. El deporte nos ayuda a estar en forma física y mentalmente para nuestro trabajo, cuando hacemos música también hacemos un trabajo físico, no solo mental, que no ejercitamos. Está claro que todos no, yo animo a todos a entrenar nuestra música, seguro que nos encontraremos mejor, no hace falta hacer un Maratón solo ejercitar y fortalecer las zonas que más utilizamos en nuestro trabajo diario, para prevenir lesiones.

Y una última cosa, se han hecho estudios sobre el esfuerzo realizado en conciertos y trabajo diario, sacando conclusiones que funcionamos con un esfuerzo como deportistas de élite, que lo somos, pero:

-¿Realmente nos cuidamos como deportistas de élite?

– ¿Tenemos descanso correcto después de un gran esfuerzo?

– ¿Tenemos fisioterapeutas en nuestros trabajos?

– ¿Calentamos y relajamos bien siempre?

Hay tantas cosas que debemos mejorar nosotros los músicos y también que deben entender nuestros superiores….

Que cada uno reflexione y saque sus propias conclusiones.

Gracias a “Entrenando mi Música” por pensar en mi para esta entrevista, pero seguro que hay personas más cualificadas para escribir estas líneas, yo he intentado expresar con palabras mis sensaciones y sentimientos más sinceros.

Gracias.

A continuar trabajando Pedro.

Un afectuoso saludo.

Ximo Vicedo 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s